Buscar

Recetas con calabaza: Bizcocho, crema, canelones y tortitas



Estamos en plena temporada de calabazas. ¿Y a quién no le encantan las calabazas? Además de ese sabor dulce y ese matiz afrutado que tanto las caracteriza, las calabazas son la hortaliza ideal por multitud de razones. Además, ¿sabías que son primas del melón, el calabacín, la sandía y el pepino? Pues sí, su origen está en el continente americano y la OMS las recomienda encarecidamente puesto que están llenas de vitaminas y minerales esenciales sin apenas calorías.


¿Sabías también que hay un sinfín de variedades y que algunas de ellas pueden llegar a pesar hasta 600 kilos? Desde luego toda una razón "de peso" para consumirlas. Puede que varíen entre ellas pero todas tienen algo en común: una pulpa dulce, un interior lleno de semillas ricas en zinc y magnesio y una piel resistente que contribuye a su conservación. Y por si fuera poco, sus beneficios son innumerables y te contamos algunos de ellos:

  • La calabaza es amable con nuestro sistema digestivo: es ideal para combatir la gastritis o el estreñimiento y además ayuda a regular el azúcar en sangre y el deseo de dulce.

  • Protege el corazón: especialmente indicada para mantener regulados los niveles de colesterol o la hipertensión arterial.

  • Es un potente antioxidante: y no solo eso, también es antiinflamatoria y anticancerígena.

  • Está especialmente indicada para problemas relacionados con los riñones y el aparato urinario: cistitis, cálculos renales, retención de líquidos...

  • Y por si fuera poco refuerza nuestras defensas: ayuda a fortalecer nuestro sistema inmunitario y previene resfriados y catarros.

Ya sabéis que en La Casita de Inglés la cocina es también parte fundamental de nuestra metodología. Nuestros peques cocinan todos los meses en nuestros talleres porque nos encanta que experimenten y disfruten con el proceso mientras aprenden inglés con nuestros profesores nativos y teniendo en cuenta todas sus propiedades y aprovechando que el otoño es la mejor época para consumirlas, no podemos resistirnos y queremos compartir con vosotros cuatro recetas sencillas y deliciosas que podréis hacer en casa y que gustará a grandes y pequeños, estamos seguros. Tomad nota:


Bizcocho de plátano y calabaza


Ingredientes

  • 250 gramos de harina integral

  • 150 gramos de panela

  • 1/4 de cucharadita de bicarbonato

  • 2 huevos

  • 110 gramos de mantequilla

  • 400 gramos de plátanos machacados

  • 100 gramos de calabaza cocida y hecha puré

  • 1 cucharadita de levadura

  • 1 cucharadita de extracto de vainilla

  • Una pizca de canela

  • Una pizca de sal

  • 1/2 taza de semillas de calabaza


Preparación

  • Coloca en un bol todos los ingredientes secos: harina (mejor tamizada), levadura, bicarbonato, sal, canela y panela. Resérvalo. En otro bol mezcla los ingredientes húmedos: calabaza, plátanos, huevos, vainilla y mantequilla derretida. Comienza a mezclar ingredientes húmedos y secos de manera suave, sin batir, hasta conseguir una mezcla homogénea. Añade una parte de las semillas de calabaza. Coloca toda la masa en un molde y decora con el resto de semillas de calabaza. Al horno precalentado a 180 grados por unos 50 minutos y listo. El resultado no es solo un bizcocho delicioso sino también sano.


Crema de calabaza con manzana


Ingredientes

  • 2 manzanas

  • 1 cebolla

  • 1/2 puerro

  • 2 zanahorias

  • 700 gramos de calabaza

  • AOVE

  • Agua

  • Sal y pimienta al gusto

  • Almendras laminadas

Preparación

  • Sofríe la cebolla y el puerro en una olla, a continuación añade las manzanas y las zanahorias cortadas previamente en trozos y por último la calabaza. Cubre todo con agua y déjalo al fuego hasta que estén blanditas. Tritúralo todo y añade sal y pimienta al gusto. Sírvela bien caliente con las almendras laminadas por encima.


Tortitas de calabaza y canela


Ingredientes

  • 250 gramos de harina

  • 90 gramos de panela

  • 1/2 cucharadita de bicarbonato

  • 1/2 cucharadita de jengibre en polvo

  • 1/2 cucharadita de nuez moscada

  • 1 cucharadita de levadura

  • Una pizca de sal

  • 2 huevos

  • 2 cucharadas de mantequilla derretida

  • 250 gramos de calabaza cocida hecha puré

  • 280 ml de leche agria (la leche agria la puedes hacer de manera sencilla añadiendo 5ml de vinagre o zumo de limón y dejándola reposar por cinco minutos antes de usarla).

  • Sirope de arce

Preparación

  • Combina en un bol todos los ingredientes secos y cuando estén bien mezclados añade los húmedos (el puré de calabaza, los huevos, la leche agria y la mantequilla derretida). Una vez hayas conseguido que esté todo bien incorporado, pon una sartén al fuego con un poquitín de mantequilla, sabrás que estará a la temperatura ideal cuando al poner un poquitín de agua, la gota baile en la superficie. Ayudándote de un cucharón, da forma a las tortitas en la sartén. Podrás darles la vuelta cuando veas que su superficie está llena de burbujas. Retíralas con una espátula en cuanto estén doraditas por ambos lados y sírvelas calientes con un poco más de mantequilla y sirope de arce.


Canelones de calabaza


Ingredientes

  • Placas para lasaña

  • 450 gramos de ricotta

  • 3 tazas de puré de calabaza

  • 1 cucharada de nuez moscada

  • Pimienta negra al gusto

  • 1 pizca de sal

  • 3 tazas de leche

  • 2 cucharadas de harina

  • 1 cucharada de mantequilla

  • 3 tazas de mozzarella

Preparación

  • Cuece las placas de lasaña en agua y sal hasta que estén blanditas. Déjalas enfriar. En una sartén derrite la mantequilla y añade la harina hasta que tenga consistencia arenosa (1 minuto). Lentamente ve añadiendo la leche sin dejar de mezclar y añade la sal y la pimienta. Remueve hasta que consigas que espese y añade la nuez moscada (unos diez minutos). En un bol mezcla el puré de calabaza con la ricotta. Una vez bien integrados coloca ese relleno encima de una placa de lasaña y enróllala. Coloca los rollitos en una bandeja y cúbrelos con la bechamel y la mozzarella. Hornéalo a 180 grados hasta que dore.


Pues ahí están, cuatro recetas sencillas y muy ricas que podéis hacer juntos en casa y disfrutar de una de las actividades más gratificantes que se pueden hacer en familia porque cocinar como un equipo no solo alimenta el cuerpo... sino también el alma.


"Cooking with love provides food for the soul"





¿No eres muy fan de la calabaza y eres más de bebidas calientes? ¡Ningún problema! Descubre estas tres bebidas deliciosas perfectas para esta época del año e ideales para toda la familia.